Alma de Planta

Menu

Cómo limpiar un difusor de aroma

limpieza difusor aceites esenciales

Los difusores descomponen los aceites esenciales para que el aroma se disperse por toda la habitación. Es una excelente forma de utilizar estos aceites ya que crean un ambiente relajante y agradable.

Sin embargo, puede ser problemático cuando el difusor empieza a funcionar incorrectamente o incluso se rompe. A veces, todo lo que necesita es una buena limpieza, pero también puede necesitar algunos otros ajustes para arreglarse si se presentan algunos problemas.

A continuación, he resumido las razones más comunes por las que se pueden estropear, y cómo arreglarlos fácilmente en casa.

Si tu difusor está experimentando algún problema, prueba estos consejos.

Asegúrate de limpiar tu difusor de aromaterapia

difusorEs de vital importancia que limpies el difusor correctamente y con regularidad. Mientras que puede ser un reto al principio, conseguirás acostumbrarte, poco a poco, al proceso de limpiarlo y estarás manteniéndolo tú misma en vez de pagar a alguien para que lo haga por ti, o esperando que el difusor se estropee y teniendo que gastarte el dinero en reemplazarlo. Es una molestia increíble traer o devolver un difusor sólo para limpiarlo, y se convierte en un problema aún mayor si se rompe porque no lo limpiaste correctamente.

Las recomendaciones y pasos para una limpieza correcta varían según el difusor que uses. Por favor, dale una lectura rápida al manual de tu difusor antes de comenzar a utilizarlo, para que sepas lo que necesitas hacer en relación a su mantenimiento.

Como regla general, aquí tienes una lista de pasos que puedes seguir para limpiar tu difusor:

8 pasos simples para limpiar un difusor de aroma

Comprueba siempre de que tu difusor esté desenchufado antes de limpiarlo.

  1. Llena tu difusor aproximadamente por la mitad con agua limpia. Asegúrate de detenerte bien por debajo de la línea máxima.
  2. Añade hasta 10 gotas de vinagre blanco puro. Esto ayudará a remover los aceites que están pegados dentro del difusor y en las piezas de vidrio o plástico.
  3. Deja que el difusor funcione durante unos 3-5 minutos para que la mezcla de agua y vinagre se disperse por toda la unidad y límpialo.
  4. Vacía completamente el difusor.
  5. Utilizando un bastoncillo de algodón mojado en vinagre, limpia las partes estrechas y las esquinas para asegurarte de que no queden manchas sucias.
  6. Enjuaga con agua limpia.
  7. Vacía otra vez y listo.
  8. Usa un paño seco o más bastoncillos de algodón o bolitas de algodón para limpiar el difusor y secarlo bien.

Ten en cuenta que algunas personas me han dicho que la limpieza del difusor con vinagre anuló la garantía del mismo. Si tu dispositivo sigue estando en garantía, lo mejor sería llamar al servicio de atención al cliente del fabricante o al vendedor del producto antes de que intentes cualquier remedio casero para limpiarlo. Algunos difusores también proporcionan instrucciones de limpieza específicas en sus manuales. Por favor, consulta siempre estas vías antes de proceder con mis consejos generales de limpieza.

Después de cada uso

difusor aromaterapiaLa mayoría de las instrucciones te dirán que limpies el difusor después de cada uso, lo cual puede parecer un poco excesivo. Aunque yo tenía mi primer difusor, no siempre lo hacía bien. Dejaba el agua y la mezcla de aceites esenciales en el difusor, pensando que lo volvería a usar al día siguiente.

Por favor, no hagas lo mismo. Los aceites usados en el difusor de aceite esencial puede ser muy corrosivos y realmente tienes que limpiarlo después de cada uso para una mejor longevidad y rendimiento del aparato. Además, los olores y las sobras de un aceite pueden afectar severamente la experiencia que tienes cuando pones otro olor o aceite.

Por lo tanto, después de cada uso, vacía completamente todo el agua y los aceites del difusor, y pásale un trapo humedecido.

Solucionar algunos problemas del difusor

Si estás usando tu difusor de aceites esenciales con regularidad, de vez en cuando pueden surgir problemas o inconvenientes. ¡Pero no entres en pánico! Los problemas más comunes se pueden resolver fácilmente con los siguientes trucos.

He aquí algunas maneras de solucionar estos problemas:

El difusor no tiene potencia

  • Comprueba si el enchufe de alimentación está bien conectado a la toma de corriente.
  • Asegúrate de que el recipiente contenga agua y que los niveles están correctos.
  • Comprueba si estás usando el adaptador de corriente adecuado
  • Verifica si la toma de alimentación está conectada al difusor.
  • Vacía el difusor, espera unos días para secarlo y vuelve a conectarlo.

Muy poca difusión

  • Comprueba si los niveles de agua están correctos/altos.
  • Asegúrate de que la entrada del ventilador no esté obstruida por un aceite esencial seco.
  • Vuelve a comprobar los ajustes de niebla del difusor y asegúrate de que no lo has desactivado.

El agua en el difusor está caliente, el nivel es alto

  • Esto significa que el difusor ha sido sobrellenado con agua.
  • Apágalo y desenchúfalo de la fuente de alimentación.
  • Vacíalo y déjalo enfriar un poco.
  • Rellénalo al nivel de agua adecuado y vuelve a ponerlo en marcha.
  • Si no arranca, significa que ha sido dañado por sobrellenado y necesitará una reparación adecuada.

El agua del difusor está caliente, el nivel es normal.

  • La entrada del ventilador puede estar obstruida.
  • Quita cualquier toalla o paño que se haya colocado debajo del difusor.
  • Comprueba si hay pelos o trozos de pieles pegados en las aspas del ventilador y quítalos.
  • Apágalo y desenchúfalo, dejando que se enfríe un rato.
  • Rellénalo al nivel correcto y vuelve a encenderlo.
  • Si no arranca, significa que ha sido dañado y necesitará una reparación adecuada.

Los indicadores luminosos parpadean, pero el difusor no se enciende

  • El difusor puede haber funcionado mal o se ha detectado un fallo.
  • Apágalo y desenchúfalo de la fuente de alimentación.
  • Vacíalo y deja que se enfríe un poco.
  • Rellénalo al nivel de agua correcto.
  • Vuelve a conectarlo.
  • Si no arranca, puede ser necesario que un profesional lo verifique para su evaluación o reparación.

Usar un difusor para usar aceites esenciales es muy conveniente. Sin embargo, también debes recordar que necesitas limpiarlo y hacerle un mantenimiento de forma regular para asegurarte de que no se dañe. Lee el manual de tu difusor particular para aprender cómo limpiarlo tú misma y también saber cómo usarlo para evitar que se produzcan daños en primer lugar.

Recuerda que en Alma de Planta puedes encontrar casi cualquier cosa relacionada con el mundo de los aceites esenciales y los difusores de aromas.